ISED

Tu futuro empieza aquí. ¡Diferénciate!

curso de iniciación gratuito de adiestrador canino en Bilbao

La gestión de celos entre perros

Los celos entre perros son bastante habituales y generan bastantes problemas tanto dentro como fuera del hogar. Al fin y al cabo, la entrada de un nuevo animal en casa cuando ya había uno residiendo allí con anterioridad es un momento que, si no se gestiona de forma adecuada, puede resultar traumática.

Aquí vamos a comentarte cómo un educador canino te ayudará a evitar o a corregir la cuestión de los celos.

Identificar los celos entre los perros

Hay muchas maneras de saber que tu perro está celoso del otro que acabas de introducir en tu hogar. En concreto, has de analizar si presenta los siguientes síntomas:

Empieza a morder o romper cosas en casa

Es posible que, hasta este momento, tu perro no hiciese nada de esto. Sin embargo, por culpa de los celos, puede empezar a tener un comportamiento diferente. Esto se produce como llamada de atención.

Cambios en su estado de ánimo

Si tu perro, sin previo aviso, te enseña los dientes y gruñe, sobre todo, cuando acaricias al otro animal, probablemente sea por este problema.

Peleas entre perros

Es probable que, incluso, los tengas que separar o no puedas dejarlos solos en casa.

Nervios que refleje tu mascota

El estado de agitación y los ladridos espontáneos son también indicador de que algo sucede. Pueden ser especialmente habituales cuando los dueños no están en casa, lo que conllevará problemas con los vecinos.

Tu perro se muestra posesivo

El perro puede volverse posesivo con determinados objetos o personas de la casa.

Un educador canino para evitar las peleas entre perros por celos

No son pocas las personas que, a causa de las peleas entre perros que se producen dentro del hogar o cuando salen a pasear, acaben regalando al nuevo animal para evitar complicaciones. Sin embargo, el problema de los celos puede ser corregido rápidamente por un educador canino cualificado o un especialista en modificación de conducta canina.

Lo primero que has de saber es que este profesional, al ver a los animales comportarse, será capaz de diagnosticar el problema rápidamente. Y, a partir de ahí, se pondrá manos a la obra para corregirlo. En este sentido, procederá a llevar a cabo una serie de técnicas destinadas a que la convivencia entre ambos sea agradable y llevadera y que se entiendan como compañeros de juego, no como enemigos. Ten en cuenta que, por su propia naturaleza y carácter protector, los perros tienden a mostrarse reticentes a la incorporación de nuevos animales dentro del entorno familiar.

En definitiva, si los celos entre perros se han convertido en una de las cuestiones más problemáticas de tu casa y quieres acabar con ellos para vivir con tranquilidad y armonía y poder disfrutar de tus dos perros, ponte en contacto con un educador canino. Ten en cuenta que, en muchos casos, solo un profesional de estas características podrá resolverlos y hacer que todo vuelva a la normalidad. Recurrir a sus servicios es algo que cada vez más personas hacen y, sinceramente, los resultados son magníficos en la inmensa mayoría de los casos.

¿Estás interesado en formarte como educador o adiestrador canino? ¡En ISED tenemos los cursos para ti! Ponte en contacto con nosotros y un asesor te informará de todo sin compromiso. ¡Anímate!

¡Solicita información!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *