ISED

Tu futuro empieza aquí. ¡Diferénciate!

El quiromasaje y el tratamiento de contracturas de espalda

Las contracturas de espalda pueden afectar a adultos de todas las edades e incluso a los niños. Se tratan de problemas de espalda que ocasionan dolores en la mayor parte de las ocasiones. Los tratamientos para las contracturas de espalda empiezan siempre con una averiguación, la de la causa o las causas, siguen con una intervención y terminan con consejos precisos para prevenirlas en el futuro.

Dolor de espalda y quiromasaje, un método nada invasivo

Uno de los menos invasivos y más recomendados es el que ofrece el quiromasaje (quiropráctica) que consiste en una intervención manual en la zona afectada de profesionales cualificados. La quiropráctica proporciona terapias muy naturales que no incluyen medicamentos. Terapias que resultan suaves y relajantes y que son preventivas cuando se intervienen en afecciones que tienen la potencialidad de empeorar y convertirse en lesiones más graves. Las contracturas de espalda suelen aparecer de forma recurrente cuando se levantan objetos pesados, cuando se fuerza la columna vertebral y su sistema muscular asociado, de una manera incorrecta. Estas acciones de fuerza son las responsables de muchos dolores lumbares. También surgen los dolores de espalda cuando la posición habitual del cuerpo es inadecuada, cuando hay una deficiente salud postural. En estos casos, las zonas afectadas de la espalda suelen ser la parte superior y la parte media, según las circunstancias. El dolor de espalda y quiromasaje, la solución.

Estrés, dolor de espalda y quiromasaje

A las consultas de los quiroprácticos, acuden igualmente clientes con contracturas que son el resultado del estrés. Los músculos en constante tensión acaban por generar dolores crónicos que pueden resultar inmovilizantes. Los quiroprácticos realizan su intervención manual con masajes en la espina dorsal con la finalidad de alinear las vértebras y aliviar la presión en la médula espinal. El quiromasaje distiende los músculos que están en estado de tensión, que causa el señalado estrés, alivian esa tensión, al tiempo que se mejora la circulación sanguínea en las zonas de la lesión. El quiromasaje aporta valor añadido cuando los quiroprácticos recomiendan a sus clientes series personalizadas de ejercicios para realizar en casa. El dolor de espalda y quiromasaje, su remedio natural.

El cliente, protagonista de su propia recuperación

Se trata de una terapia en la que cada persona es protagonista de su propia curación y en la que recibe información para prevenir problemas posturales. Los quiroprácticos enseñan al usuario series completas de movimientos y de estiramientos con los que evitar posturas y comportamientos que, a la larga, son la causa de las contracturas de espalda. Unos asesoramientos cuyas bondades pueden llegar más lejos incluyendo indicaciones sobre nutrición. Y es que la obesidad también es un factor a tener en cuenta. El exceso de peso puede ejercer presión sobre determinados músculos de la espalda causando las temidas contracturas de espalda. Controlar el peso es, por tanto, también una estrategia de salud en este caso. Por todas estas razones, el quiromasaje es la vía más natural para acabar con las molestas contracturas de espalda.

Si estás interesado en formarte como quiromasajista, no dudes en contactar con nosotros y te daremos toda la información resolviendo tus dudas sin compromiso. ¡Anímate y contacta con nosotros!

Infórmate sobre nuestros cursos de Quiromasaje. ¡Fórmate ahora!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *