ISED

Tu futuro empieza aquí. ¡Diferénciate!

educacion felina y canina

Cómo educar a un cachorro de perro o gato

Conocer a nuestra mascota es esencial para saber educarla bien. Tanto los perros como los gatos son animales que requieren una educación temprana para que su aprendizaje se asiente y obedezcan el resto de su vida. Por ello, ISED oferta cursos para ser educador canino experto, así como de etología felina, donde aprender a educarles y a interpretar sus señales. Una buena comunicación entre perro o gato y su dueño dará lugar a una relación de amistad sana y duradera.

Aspectos a tener en cuenta para educar a tu perro o gato

1. El animal debe realizar ejercicio con regularidad.

Para conseguir que la actitud de tu perro o gato esté a favor del aprendizaje, este debe haberse desahogado previamente, porque un perro o gato con necesidad de actividad física nunca va a atender lo que le digas por mucho esfuerzo que pongas en ello. Mente sana en cuerpo sano también funciona con los animales.

2. Tener paciencia.

Educar a un perro o gato no es fácil, pero sí muy gratificante cuando comienzas a apreciar los resultados. Por lo tanto, ser paciente es un ingrediente esencial para ser un gran educador canino o felino. Repetir las cosas tantas veces como precise el animal y empatizar con su dificultad de aprendizaje es fundamental. Debemos ser pacientes y no perder las formas a la hora de educar a nuestras mascotas, sean perros o gatos.

3. Debes ser honesto y coherente con tu mascota.

La honestidad es esencial para ganarte la confianza de tu cachorro. Utiliza las palabras adecuadas para que te obedezca, y sobre todo, no lo engañes. Los perros y los gatos son muy inteligentes, pero no entienden de mentiras. Si le dices a tu animal que le vas a dar algo para que haga lo que quieres, pero luego no recibe su recompensa, el resultado será un paso atrás en su aprendizaje cada vez que esto ocurra.

También ser coherente es una norma básica. Si estableces normas, cúmplelas y haz que todas las personas de la casa también lo hagan, sino, como con la honestidad, cada incoherencia que tenga lugar será un retroceso en la educación de tu mascota. Tú siempre serás el mejor ejemplo para que él aprenda y te siga.

4. Mantén la calma.

El estrés no beneficia a ninguno de los dos, ni al animal ni a la persona. Debemos darles ejemplo, por tanto, hemos de estar tranquilos y trasmitirles esa calma, sobre todo en los gatos. Cuando desees un cambio de actitud en tu perro o gato debes haberlo hecho tu primero. Proyecta en él ese cambio de actitud con la tuya.

Cómo ser educador canino o felino

Los cursos de educador canino están dirigidos a las personas interesadas en adiestrar a perros. Gracias al aprendizaje en este tipo de cursos, estarás capacitado para controlar el comportamiento de estos animales, su conducta y desarrollar, en caso de que fuera necesario, terapias psicológicas para los perros.

Los cursos de educador felino sirven para enseñar a tu gato a lidiar con la educación y además te abren la puerta a una extensa oferta laboral, tanto en clínicas veterinarias, refugios, etc. Además, a nivel profesional o particular, educar a un perro o gato es cuanto menos gratificante.

Si estás interesado en conocer la formación necesaria para convertirte en un profesional de la educación canina o felina, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Recibirás información detallada y sin compromiso.

Infórmate sobre nuestra formación de educador canino o felino. ¡Fórmate ahora!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>