ISED

Tu futuro empieza aquí. ¡Diferénciate!

Pilares de la Naturopatia

La naturopatía ha ganado multitud de adeptos durante los últimos tiempos entre aquellos que buscan alternativas más saludables y sostenibles para cuidar su salud y su bienestar. De hecho, es innegable que tiene una estrecha relación con la naturaleza y con lo orgánico. Aquí queremos explicarte qué es, cuáles son sus pilares y qué beneficios te puede reportar.

¿Qué es la naturopatía?

La naturopatía puede definirse también como terapia natural. En concreto, se trata de un conjunto de técnicas pertenecientes a diversas disciplinas que tienen por objetivo ayudar a nuestro organismo a restablecer su capacidad de curarse a sí mismo. También pone el foco sobre la prevención de enfermedades y busca el equilibrio orgánico y psicológico para sustentar la base del bienestar.

¿Cuáles son los fundamentos de la naturopatía?

La naturopatía tiene 5 fundamentos principales:

  • El organismo humano cuenta con todos los sistemas y mecanismos defensivos para garantizar su supervivencia.
  • Las enfermedades y trastornos deben tratarse de forma global. El cuerpo es un todo, no un conjunto de órganos y tejidos que funcionan de forma separada e independiente.
  • Los remedios de origen natural son suficientes para potenciar las capacidades de recuperación y autosanación del cuerpo.
  • El organismo humano tiende a la homeostasis, es decir, a recuperar su equilibrio natural cuando este se pierde por cualquier razón.
  • Antes de establecer un tratamiento, hay que identificar las causas que han provocado el desequilibrio natural del organismo.

¿Y sus pilares?

Cuando hablamos de los pilares de la naturopatía hacemos referencia, en concreto, a:

  • Hábitos físicos correctos: deporte, higiene postural, etc.
  • Nutrición: dieta sana y equilibrada sin componentes artificiales.
  • Integración cuerpo-mente: una filosofía de vida mediante la cual asumimos que nuestro organismo es un todo, no la suma de sus partes.
  • Equilibrio: del pH y de la flora bacteriana de nuestros intestinos.
  • Detoxificación: eliminación de las toxinas de nuestro organismo que impiden que el sistema inmune rinda adecuadamente y recupere su equilibrio vital.

Principales beneficios de la naturopatía

En primer lugar, la naturopatía utiliza métodos no invasivos ni agresivos con el organismo. Por ello, no solo tratan enfermedades y alivian el dolor, sino que lo hace sin generar efectos secundarios adversos de ningún tipo. Además, se basa en los principios de la medicina tradicional, que es aquella que utilizaban nuestros ancestros para tratar sus problemas de salud y que ha perdurado de generación en generación.

Además, la naturopatía no se ocupa de esconder los síntomas, sino que en todos los casos va a la raíz del problema. De este modo, busca siempre una solución definitiva para el problema que trata, el cual, una vez erradicado, no volverá a hacer acto de presencia en el futuro. Por su lado, su eficacia está más que demostrada en úlceras, hinchazones, gripes, erupciones cutáneas, diarrea e, incluso, afecciones degenerativas de diversa índole.

En definitiva, la naturopatía nos puede ayudar a todos y cada uno de nosotros a vivir de una forma más saludable y sostenible y a solucionar muchos de los problemas de salud que padecemos y que llevan acompañándonos durante años. Sin duda, una disciplina que mira al presente pero, sobre todo, al futuro.

¿Quieres convertirte en un profesional de la naturopatía? Solicita información sobre nuestro curso de Naturopatía. Solicita información sin compromiso ahora mismo.

Solicita información para convertirte profesional de la Naturopatía, ¿A qué esperas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *