ISED

Tu futuro empieza aquí. ¡Diferénciate!

Quiero ser peluquero de perros

La peluquería canina es un entorno profesional de moda y cada vez más demandado. La profesión de peluquero canino va más allá de cortar el pelo a los perros: se trata de un servicio de cuidado global, donde lavar el pelo, cortar las uñas y arreglar su aspecto físico en general forman parte de la rutina de estos profesionales caninos.

Cómo ser peluquero canino

Para desempeñar esta profesión es necesario que los peluqueros caninos desarrollen ciertas habilidades mediante el aprendizaje y la práctica, ingredientes esenciales para triunfar en este ámbito profesional.

En primer lugar, el peluquero canino debe saber de salud y anatomía canina. Como toda profesión, esta requiere tener nociones básicas de los problemas de salud de los animales para detectar posibles irritaciones, parásitos, heridas o incluso infecciones. Este tipo de problemas se deben tener en cuenta a la hora de cortar el pelo y arreglar el aspecto físico de un perro para evitar complicaciones. En ese caso, el peluquero debería avisar al dueño del can para que este fuera revisado por un veterinario. Otro de los motivos por lo que se requiere un conocimiento previo de la anatomía canina es para saber ejecutar correctamente las técnicas de corte y estilismo canino.

En segundo lugar, para ser un buen peluquero canino es preciso tener una buena coordinación ojo-mano. Es decir, controlar tus movimientos y poder mantener de forma correcta el pulso, para no dañar al can. Asimismo, es preciso que el peluquero sea paciente, tanto con los perros como con los dueños de estos. Debe ser capaz de controlar el temperamento de los canes, a quienes muchas veces no les gusta que les corten el pelo. Además de trasmitirles calma, el peluquero debe ser capaz de manejar su genio de forma segura, tanto para él como para el perro.

Y por último, como todo trabajo de cara el público, es preciso disponer de habilidades en la atención al cliente, porque previo al trato con el can, el peluquero deberá hacerlo con su dueño. Conectar con él, trasmitirle confianza y seguridad con su mascota, es esencial para triunfar en el mundo de la peluquería canina y ser un gran profesional.

¿Qué oportunidades profesionales ofrece la peluquería canina?

Una vez hayas terminado el curso de peluquero canino es el momento para comenzar a desarrollar tus habilidades aprendidas. Cabe decir que se trata de un servicio muy demandado por los dueños de los perros, por lo que puedes ejercer tanto en clínicas u hospitales veterinarios, peluquerías caninas especializadas o establecimientos de venta de productos para mascotas que muchas veces ofrecen estos servicios. Incluso estarás en disposición de los conocimientos necesarios para abrir tu propio negocio y ser tu propio jefe en un sector laboral en alza.

Si sientes amor por los animales y tu vocación es el cuidado estético de los perros debes realizar el curso de peluquería canina para ser un gran profesional. Mediante este curso aprenderás técnicas de corte para que los canes vayan a la última moda, conocerás la fisiología y anatomía de los perros, las características de cada raza, así como los productos para la higiene y cosmética canina. Solicítanos información sin compromiso, puedes cursar esta formación tanto on line como en nuestras sedes de: Bilbao, Madrid, Oviedo, Pamplona y Zaragoza.

 

imagen

Solicita información gratis y sin compromiso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *